¿De Chica 21 a Mujer 21? Por un pacto de Equidad de género en los medios de comunicación

0
345

Cristina Valega Chipoco

Estudiante del último ciclo de la Facultad de Derecho de la Pontificia Universidad Católica del Peru e investigadora del Grupo de Investigación en Derecho, Género y Sexualidad – DEGESE

El día 6 de agosto, Perú 21 anunció, mediante un comunicado de su Editor Multiplataforma y de su Editora de Audiencias, que la sección de la Chica 21 será retirada del diario[1]. Esta decisión se ha tomado una semana antes de la marcha del 13 de agosto contra la violencias hacia las mujeres #NiUnaMenos, en una evidente relación con la misma. Me parece una decisión positiva, que debe abrir nuevamente el debate en torno a la necesidad de un pacto por la equidad de género entre las diversas asociaciones que agrupan medios de comunicación masivos en nuestro país.

Retiro de La Chica 21 y su relación con #NiUnaMenos

Las razones que presentan los editores de Perú 21 para retirar la sección son: que la consideran innecesaria hoy en día, que estiman que el diario ya no es el espacio indicado para presentar “la belleza del cuerpo” y que han tomado la decisión porque han escuchado lo que piden sus lectores. Es así que los motivos planteados parecen vincularse a la marcha de #NiUnaMenos y, en realidad, a lo que esta ha implicado: mujeres peruanas visibilizando la magnitud de las violencias que sufren; debates públicos sobre la dimensión del problema de la violencia hacia las mujeres; una asunción de responsabilidad de cómo todos -ciudadanos, instituciones y Estado- hemos sido cómplices de esta violencia por haberla cometido y por no haber hecho nada por erradicarla; y una necesidad de adoptar políticas para combatirla.

Específicamente sobre medios de comunicación, en diferentes documentos relacionados a los motivos y propuestas de #NiUnaMenos, las mujeres han planteado el problema de la cosificación sexual femenina en los medios de comunicación masivos. Es así que Perú 21 propone un cambio directo sobre ello señalando que, a partir del domingo 14 de agosto, un día después de la marcha, no existirá la sección de la Chica 21.

¿Por qué está relacionada la Chica 21 (y otras secciones) con la violencia hacia las mujeres?

Desde mi perspectiva y la de muchas otras compañeras, porque las mujeres somos presentadas en los medios de comunicación masivos de manera hipersexualizada y ello nos resta libertad para decidir sobre nuestros cuerpos. Esas imágenes contribuyen a que la identidad de las mujeres esté ligada fuertemente a nuestra consideración como objetos sexuales y a que se nos cosifique en todo espacio: en nuestras casas, en nuestros trabajos, en nuestras escuelas o centros de estudios, en los espacios públicos; y en todo momento.

No se trata de considerar esas imágenes como “obscenas” o como “atentatorias de la moral pública” desde una perspectiva conservadora porque no lo son, ni de criticar a las mujeres que en ellas han posado. Se trata de identificar que hay un problema porque somos las mujeres (y no los hombres) las que principalmente estamos cosificadas sexualmente en una sociedad en la que la violencia sexual y el control sobre nuestros cuerpos es la regla. Nosotras deberíamos poder elegir cuándo nos sexualizamos, con quiénes y en dónde, pero la hipersexualización nos impone un significado sobre nuestros cuerpos; que además está muy ligado a un ideal de belleza exclusivo y excluyente (mujeres de cuerpos esbeltos, jóvenes, sin discapacidad, císgenero, etc.).

No es suficiente: Por un pacto por la equidad de género en medios de comunicación

Los medios de comunicación no solo informan sobre la violencia, sino que también pueden generarla con sus contenidos. Es por ello que me parece positiva la decisión de Perú 21 de retirar la sección de la Chica 21. Es verdad que aún hay que permanecer atentos a cómo se planteará la sección de la Mujer 21, porque no hay mucha información al respecto y lo ideal sería que fuera lo menos estereotipada posible, pero me parece importante que un medio de comunicación tome la decisión de presentar a mujeres de maneras diferentes y ya no primordialmente a través de la hipersexualización.

Asimismo, creo que no es solamente que “los medios deben responder a su audiencia”. Considero que los medios de comunicación también tienen una responsabilidad porque forman parte de esta sociedad machista. No son los únicos responsables, pero son integrantes de la sociedad en igual medida que sus lectores y, además, porque muchos de ellos poseen más poder, ya que influyen fuertemente en plantear la agenda del debate público y en la construcción de las creencias colectivas.

Es por ello que considero que no deberíamos quedarnos únicamente con la iniciativa de Perú 21. Los medios de comunicación masivos deberían ponerse de acuerdo y firmar un pacto por la equidad de género. Un pacto que implique una toma de conciencia de que su contenido muchas veces es violento y discriminatorio hacia las mujeres y que establezca compromisos concretos para que deje de serlo, como la eliminación de estereotipos de género. La Organización de las Naciones Unidas ya ha elaborado un “Pacto de Medios por la Igualdad de Género[2]” que podría servir de base para el contexto peruano, y, en diversos países, como en México hace cinco meses, ya se han firmado pactos de este tipo.

Existen organizaciones de medios –de prensa escrita, de radio y televisión, entre otras-; es el momento de que estén a la altura y que se coloquen completamente la camiseta del #NiUnaMenos firmando un pacto por la equidad de género.

———————————————————————————————————————————

[1] Enlace al comunicado: http://blog.peru21.pe/blogdelaredaccion/2016/08/06/por-que-le-decimos-adios-chica-21/
[2] Enlace al Pacto de Medios de la ONU “Demos el Paso por la Igualdad de Género”: http://www.unwomen.org/es/get-involved/step-it-up/media-compact

Dejar respuesta